Cómo identificar y combatir el estrés



Ayudar a prevenir el estrés en el embarazo y ayudar a madres estresadas fue uno de los principales motivos por los que me dedico a este nicho específico de mujeres. Sobretodo porque el pato lo acaban pagando los pequeños, y a veces es que ni te das cuenta...son las consecuencias del frenético ritmo de vida actual, falta de tiempo y el complejo de superwoman que está a la orden del día.

Pero tanto que se habla del estrés como “la enfermedad del SXXI”... ¿Sabes bien qué es? ¿Sabes por qué es tan importante en el embarazo o qué consecuencias tiene?. Yo te lo explico.


La RAE lo define así: “Tensión provocada por situaciones agobiantes que originan reacciones psicosomáticas o trastornos psicológicos a veces graves”

Es una definición a muy alto nivel, porque ¿qué es para ti una situación agobiante?, ¿qué reacciones tienes tú? , o ¿qué trastornos psicológicos te causa a ti?. Aquí como verás es fundamental no olvidarte de que cada persona es diferente, única, así como lo son tus reacciones.

Pero lo que sí queda claro es que hay un abanico muy grande de momentos en los que eres carne de cañón para padecer estrés, dependiendo en primer lugar de cómo te tomes tú las cosas que te van sucediendo. Por ejemplo, ¿te provocaría estrés alguna de estas situaciones?:
  • Quedarte tirada con el coche en mitad de una autovía
  • Dar una charla en público
A un nivel diferente:
  • Hacer una llamada de teléfono incómoda
  • Faltar un día al trabajo si estás enferma
O aplicado a la maternidad:
  • Perder la paciencia cuando el bebé llora aunque no puedas hacer nada
  • Llegar siempre tarde porque el bebé tarda mucho en tomar del pecho

Seguramente hayas contestado que sí en algunos casos, y en otros no, lo que viene a recordarte que no hay una lista concreta y precisa de las causas del estrés, ya que como he mencionado anteriormente dependerá en gran medida de tu forma de vivir cada situación. Está claro que hay catástrofes naturales o acontecimientos repentinos que son “estresantes universales” y afectan a la mayoría, pero te hablo a un nivel mucho más cotidiano.

La señal de alarma más evidente es si la situación de agobio perdura en el tiempo en lugar de ser algo puntual. 

Lo que también está demostrado es que no en todas las ocasiones el estrés es el prota malo de la película, ya que gracias a él y a la producción de hormonas como cortisol o adrenalina, podemos reaccionar ante determinadas situaciones de forma rápida y con claridad, o mejorar la memoria, pero es el estrés crónico y a largo plazo el que puede producir justamente el efecto contrario: pérdida de memoria y atención. Es como todo, ¿verdad? Sin excesos.

¿Qué ocurre cuando la mujer embarazada está muy estresada? Muchos estudios ya señalan que existe relación entre los niveles de estrés de la madre y la salud del bebé. Los efectos van desde el parto prematuro o bajo peso al nacer, al desarrollo neuronal del bebé, lo que se traduce en alteraciones del desarrollo de las habilidades intelectuales y del lenguaje, hiperactividad o déficit de atención. Y es que la placenta normalmente actúa de barrera para que el cortisol no llegue al feto, pero en casos de estrés crónico, el nivel de cortisol traspasa esa barrera y llega al bebé.

¿Significa esto que vas a tener un hijo “con problemas” por tu culpa si te estresas?. No necesariamente. Significa que debes tomarte en serio tu bienestar para intentar evitarlo. Y ¿cómo? Pues primero tomando consciencia de aquellas cosas que te agobian, ya que como hemos visto son las desencadenantes del estrés. Habrá cosas más fáciles de remediar que otras, pero si te estresan las confrontaciones, por ejemplo, el embarazo es una época estupenda para ignorar a aquellas personas que hacen que se te salte la vena. O si te repatean las injusticias, quizá también debas plantearte estar alejada de según que noticias por un tiempo…en definitiva:

  • Conócete: conoce aquello que te genera ese estrés que no quieres tener
  • Aléjate: mantente apartada de aquello que te agobie
  • Disfruta: y haz más de aquello que te haga sentir mejor
  • Actúa: no dejes que pase el tiempo sin ponerle remedio si te desborda alguna situación (pide ayuda, habla con tu pareja, busca formas de organizarte bien)


Te harás un gran favor a ti misma y a tu pequeñ@.


Pero ante todo, no te culpes. El exceso de información está haciendo que nos sintamos cada vez más culpables y peores personas por no hacer las cosas tan bien como “deberíamos”. NO. Yo lo que intento y quiero es que, a través de observarte a ti misma e ir haciendo poquito a poco, vayas sintiéndote mejor contigo misma y por ende, con los que te rodean. Recuerda además que todo es relativo, por ejemplo hay mujeres que adoran las rebajas, y a otras (como a mi), le agobian. Pues eso, conócete y actúa en consecuencia

A mi por ejemplo, la relajación me ayuda muchísimo.¿Qué te agobia más a ti? ¿Cómo se manifiesta el estrés? ¿Qué te ayuda más a combatirlo? Por favor, cuéntamelo en los comentarios. 






4 comentarios:

  1. Muy, muy, muy bueno este post!

    ResponderEliminar
  2. Me ha gustado muchisimo, creo que has dado en el clavo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas muchas gracias! El tema daría para mucho más, pero poco a poco iré profundizando.:)

      Eliminar